top of page

SALARIO EMOCIONAL.


¿QUÉ BUSCAN LAS GENERACIONES COMO SALARIO EMOCIONAL?

Como anteriormente se había comentado el salario emocional es importante ya que motiva a los empleados a trabajar en un ambiente agradable donde no solo exista un beneficio económico, sino que a través de él haya crecimiento, dirección, autonomía y pertenencia. Sin embargo, es importante considerar a las distintas generaciones que se encuentran en la empresa.

Dentro del mercado laboral están conviviendo personas de diversas generaciones y cada una de las cuales tiene su propia percepción sobre el significado del trabajo, de ahí la importancia de conocer qué los motiva para diseñar estrategias que permitan atraerlos y retenerlos, es por ello que el área de capital humano debe estar abierta y dispuesta a identificar lo que requiere cada generación, sus aspiraciones y características principales, para que le permita una gestión adecuada de sus competencias y por ende, una mayor contribución a los objetivos de la organización.


Debemos identificar a las distintas generaciones y sus características:








Baby Boomers (1941-1960)

  • Enfocados en hacer trayectoria profesional.

  • Tienen objetivos claros.

  • Buscan el reconocimiento social .

  • Amor/Odio; relación con la autoridad.

  • Buscan tenerlo todo .



















Generación X (1961-1981)


  • Buscan constantemente una mejor posición jerárquica.

  • Buscan generar riquezas.

  • Pasan por alto los valores.

  • Organizan su vida alrededor del trabajo.

  • Sumamente independientes.


















Generación “Y” o “Millenials” (1982-2000s)

  • Flexibilidad en el trabajo.

  • Fácil resolución de problemas.

  • Orientados hacia la innovación y trabajo por objetivos.

  • Busca la felicidad.















A medida que las organizaciones buscan no solo atraer y retener talento, sino también fomentar un entorno laboral productivo y armonioso, reconocen la importancia de valorar a sus empleados en un nivel más profundo que simplemente el aspecto financiero. El salario emocional, en forma de reconocimiento, desarrollo profesional, equilibrio entre trabajo y vida, y un ambiente de trabajo positivo, actúa como un motor que impulsa la satisfacción laboral y el compromiso de los empleados.


Es por ello que resulta de gran importancia, invertir en el salario emocional ya que demuestra que una empresa valora a sus empleados como individuos completos, reconociendo que sus necesidades emocionales y profesionales son tan importantes como las recompensas monetarias.






Escrito por

GRUPO NACH


23 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo
bottom of page